Tips para la crianza de ponedoras
12 abril, 2017
Tips para realizar una aplicación efectiva de pesticida
24 abril, 2017
Mostrar Todo

Terapia de líquidos en caninos y felinos Parte 1

División y movimiento de líquidos en el organismo

El líquido “Agua” es uno de los componentes más importantes del organismo de todo ser vivo, la cantidad de agua en el organismo representa casi dos terceras partes del peso total de los animales. El agua contribuye al mantenimiento adecuado de todas las funciones metabólicas que el organismo realizar todos los días. En condiciones naturales los animales son capaces del mantenimiento adecuado de líquidos, esto se lleva a cabo mediante la ingesta diaria de agua.

Comportamiento de los líquidos en el organismo

El organismo de los animales, está conformado por un alto porcentaje de agua, el cual tiene una distribución equilibrada en el interior del organismo, lo que le permite una adecuada homeostasis hidroelectrolítica, para que el organismo puede llevar acabo todas las funciones metabólicas de manera correcta y adecuada. El volumen total de líquidos es de aproximadamente 60% del peso corporal del animal, y la distribución de líquidos esta almacenada en 3 espacios, 2 de ellos constituyen la mayor cantidad del volumen, es en ellos, donde ocurre el balance electrolítico, el tercer espacio representa solo el 2% del volumen total, con muy poca fluctuación de volumen e intercambio electrolítico, sin embargo deberá de ser considerado como un espacio independiente.
El porcentaje total de líquido varía de acuerdo a la edad de los animales, en perros y gatos cachorros, el porcentaje total de agua puede llegar a ser hasta de un 85%, el cual disminuirá conforme el desarrollo y crecimiento del animal, hasta llegar en su fase adulta a un 50 a 60% del peso corporal, en los animales de edad avanzada este porcentaje puede disminuir aún más. Otros factores que pueden influir en la cantidad de líquidos en el organismo son: el tamaño del animal, raza y grasa corporal. Los dos compartimentos más importantes son el espacio intracelular y el extracelular.

1- Espacio intracelular.
Es todo el líquido que se encuentra dentro de las células del organismo, éste representa el 60% del volumen total, debido a que organismo está constituido por millones de células especializadas, que conforman los diversos órganos y sistemas del cuerpo del animal.

2- Espacio extracelular.

Es todo aquel líquido que se encuentra fuera de las células, representa el 38% de volumen total, este espacio a su vez se divide en dos espacios:
• Espacio intersticial: representa el 75% del volumen extracelular, se localiza en el intersticio, espacio que se encuentra entre las células del organismo y la vasculatura que compone el sistema circulatorio.
• Espacio intravascular: representa el 25% del volumen extracelular, se encuentra en el interior de la vasculatura (vasos y arterias) que componen el sistema circulatorio. (Imágenes 1 y 2).


3- Transcelular.
Se encuentra en los espacios aislados o sellados, tiene un porcentaje muy bajo de intercambio de líquidos en el organismo, este espacio representa solo el 2 % del volumen total, hablamos del líquido cefalorraquídeo, sinovial, gástrico, humor vítreo, etc. Este espacio puede verse afectado en pacientes con patología capaces de alterar dichos líquidos como hidrocefalia, glaucoma, etc.

La distribución o movimiento de los líquidos (disolvente) entre estos compartimentos, depende de la permeabilidad de las membranas y las concentraciones de moléculas presentes o existentes en cada uno de estos compartimentos, a estas moléculas se les denomina solutos. La distribución de los líquidos ocurre por diversos procesos entre los que se encuentran:

• Ósmosis:
Movimiento de un disolvente pero no de solutos, a través de una barrera semipermeable, entre dos compartimento. “De donde existe menor cantidad de solutos a donde existe mayor concentración de solutos”.
Para entender mejor el proceso de la osmosis es importante comprender el término Osmolalidad (osmolaridad), es la concentración molecular existente en todas las partículas osmóticamente activas contenidas en una solución.

• Presión osmótica:
Presión ejercida por una solución para iniciar o detener el flujo de disolvente a través de la membrana semipermeable.

• Presión coloide oncótica:
Forma de presión osmótica, también llamada coloidosmótica, llevada a cabo por las proteínas plasmáticas, existentes entre el compartimento vascular e intersticial; este tipo de presión es la responsable del mantenimiento de líquido en el lecho vascular.

• Fuerza hidrostática:
Es la responsable del flujo de volumen del espacio intravascular al intersticio a nivel de los capilares terminales.