Dolor articular en perros seniles: Enfermedad articular degenerativa (EDA)
28 junio, 2017
Pulicosis canina y felina
13 julio, 2017
Mostrar Todo

Aplicación básica de la gentamicina en la producción porcina

Los sistemas de producción en la industria pecuaria se torna más dinámico y con mayor demanda de producción de carne para la alimentación humana como fuente de proteína de origen animal. Un sector básico pecuario en la producción es la industria porcina, donde se concentran un determinado número de animales para hacer eficiente su producción.

Dentro de los manejos realizados en las diferentes explotaciones, es la aplicación de reglamentos internos y externos para llevar a cabo dicha producción, y tener un animal saludable para el consumo humano. Sin embargo, el creciente inventario y los diferentes sistemas de producción, permiten el desarrollo de enfermedades de origen viral, parasitario y bacteriano; siendo este último un punto donde se pueden utilizar una diversidad de principios activos para su control.

Existen diferentes familias de antibióticos para el control de enfermedades de origen bacteriano, como por ejemplo los aminoglucósidos. Por historia, comienza su uso en 1944 con la estreptomicina, posteriormente la aparición de kanamicina en 1957 y más tarde la gentamicina y tobramicina, que constituyeron verdaderos avances en el tratamiento de las infecciones causadas por bacilos gramnegativos, de manera que dichos antimicrobianos se convirtieron en el tratamiento habitual de estas infecciones. Los aminoglucósidos son antibióticos de amplio espectro de acción, actúa sobre la subunidad 30´s, pero dependen del transporte activo (oxígeno) para entrar a la bacteria y por lo tanto son ineficaces para bacterias anaerobias. La gentamicina casi siempre es la primera elección en pacientes con septicemia.

En explotaciones porcinas, las maternidades es un punto de aplicación de antibiótico para el control de enfermedades en los lechones, para el tratamiento de enfermedades entéricas como en el caso de salmonelosis, colibacilosis o enfermedades respiratorias como Pasteurelosis. En las hembras con problemas de cistitis-pielonefritis o infecciones uterinas (metritis, endometritis y cervicitis), así como de infecciones sistémicas.

El uso de gentamicina de acuerdo a la enfermedad que se va a atacar, va a depender de la vía de administración y de los agentes etiológicos presentes. La aplicación de gentamicina vía intramuscular (Gentaerba® inyectable) para tratar a la cerda después del parto como manejo preventivo o tratamiento curativo después de un manejo obstétrico a una dosis de 2 a 4 mg/kg de peso por 3 a 5 días continuos. La administración local de gentamicina en el útero, se logra con la dilución de 10 mL de Gentaerba® inyectable y entre 50 a 90 mL de la solución salina fisiológica, su aplicación es hasta desaparecer los signos clínicos.

La administración de tratamientos en lechones de maternidad por vía oral, se logra con una dilución de Gentaerba®soluble a razón de un sobre de 10g diluido en 50 mL de agua, administrar como toma directa a razón de 20 mL por cada 50 kg (1 mL por cada 2.5 kg) de peso de los animales, por un periodo de 5 días.

Los tratamientos aplicados en lechones en etapa del destete, es diluir un sobre de Gentaerba®soluble de 10 g en 50 L de agua y mantener por 5 días el tratamiento, aun hayan desaparecido los signos clínicos de la enfermedad antes de ese tiempo. Cabe señalar que solo aplica cuando la infección es exclusiva del tracto gastrointestinal, ya que no se absorbe y su eficacia se limita al paso del lumen intestinal.

Es importante que la aplicación de los productos enfocados a solucionar problemas reproductivos y sistema urinario se acompañe de manejos, terapias médicas y de bioseguridad como:

  • Lavado (Detex® a dosis de 1:50) y desinfección (TH4 a dosis de 1:200) de jaulas de parto.
  • Lavado del área perianal.
  • Recolecta de excretas mínimo tres veces al día en sala de maternidad.
  • Disminuir los manejos obstétricos de las cerdas (“braceado”).
  • Acompañar el programa de aplicación de antibiótico preventivo con aplicación de Indupar® (D-(+)Cloprostenol) 24 horas después del parto.
  • Control de temperatura y humedad dentro de la sala.
  • Estimulo de consumo de agua de la cerda después del parto y durante la lactancia.

En procesos gastroentéricos en el destete, se apoya en programas de limpieza y desinfección del área como los corrales elevados y de piso. Disminuir la humedad de las salas y tener el número de lechones por metro cuadrado requerido. Revisión de chupones con el flujo de agua adecuada para el consumo de medicamento por esta vía.

Gentaerba®soluble (Sulfato de Gentamicina equivalente a 66.7 mg, sobre de 10g) y Gentaerba® inyectable (Gentamicina base como sulfato 10 g, frasco de 100 mL).